fbpx
Comunícate con nosotros

Ciencia y Tecnología

V2G: alimentando tu frigorífico (y la red eléctrica) con tu coche eléctrico

Foto del avatar

Publicado

El


poder verde continúa su imparable avance, pero sólo unos pocos hogares cuentan con una batería eléctrica para almacenar la electricidad generada a lo largo del día. Afortunadamente, la respuesta a esta escasez está mucho más cerca de lo que imaginamos. Cuando el número de vehículos eléctricos Si la previsión de la consultora Bloomberg-NEF alcanza los 1.400 millones en 2040, sus baterías serán el mayor almacén de energía del mundo.

Este artículo cubre los siguientes temas:

¿Qué es V2G?

Aprovechar la capacidad ociosa de estas baterías cuando los vehículos no están en uso para optimizar el sistema eléctrico y permitir la integración de más renovable energía es el objetivo principal de la tecnología V2G. Este es el acrónimo de Vehículo a red y se refiere a la tecnología que permite la comunicación bidireccional entre un vehículo y el sistema eléctrico.

Esta comunicación permite a la batería consumir energía de la red o suministrarla a la red en función de diferentes circunstancias, como el nivel de demanda, el precio de la electricidad o las condiciones técnicas de la red en cada momento.

Así, por ejemplo, una flota de vehículos V2G puede ayudar al sistema a cubrir picos de demanda eléctrica sin recurrir a plantas de combustibles fósiles, ser una solución de emergencia ante apagones repentinos, consumir electricidad cuando el precio de la energía es más barato, o proporcionar servicios de ajuste del sistema para mantener su necesario equilibrio técnico, entre otras aplicaciones.

Advertisement

Además, algunos de estos servicios son de pago, por lo que un vehículo V2G puede generar ingresos para el propietario mientras está estacionado en su garaje.

Cuando dos mundos se encuentran

El despliegue del vehículo eléctrico (VE) está provocando la convergencia de dos mundos que conviven desde hace más de un siglo: el sector del transporte y el sector eléctrico. La proliferación mundial de los coches eléctricos, actual baterias sobre ruedas, está dando lugar a una colaboración, si no a una convergencia, entre los fabricantes de automóviles y las empresas eléctricas, que están condenados a entenderse en este nuevo escenario.

Los consumidores, cada vez menos pasivos y más protagonistas, exigen energía limpia, disponible y asequible. De ahí el impulso que están experimentando tecnologías como la V2G, que convierten al vehículo eléctrico no sólo en un medio de transporte sino también en un dispositivo que presta servicios al sistema eléctrico en el marco de la elegante ciudades.

El V2G es la versión más compleja y sofisticada de otras variantes de VE utilizadas como almacén de energía, como el V2H (Vehicle-to-Home), el V2B (Vehicle to Building) o el genérico V2X (donde X se refiere a cualquier dispositivo o sistema). que el vehículo eléctrico puede alimentar).

Elementos principales de V2G

Los principales elementos que componen un sistema V2G son:

  • Un vehículo V2G equipado con un sistema de gestión de batería adecuado. No todos los vehículos eléctricos cuentan con esta función, pero cada vez son más los fabricantes que incorporan esta tecnología.
  • Un cargador bidireccional que permite no sólo recibir sino también suministrar energía a la red.
  • control de programas que gestiona la comunicación entre el coche y la red.
  • Un doble contador bidireccional capaz de registrar flujos de energía.

Aplicaciones y ventajas

En los vehículos de combustión, la energía almacenada en el depósito de combustible sólo se puede utilizar para el siguiente viaje. Con el coche eléctrico, la energía almacenada en la batería se puede utilizar para aplicaciones adicionales, con ventajas evidentes para el propietario, el sistema eléctrico, la sociedad y el medio ambiente. ¿Qué podría ser más disruptivo?

para el dueño

  • Reducción de la factura de la luz desplazando el consumo a horarios con tarifas más bajas.
  • Ingresos por servicios pagados al sistema eléctrico, servicios de ajuste, control de frecuencia, etc.
  • Respaldo de energía en caso de posibles períodos de corte de energía

Para la red eléctrica

  • Flexibilidad para equilibrar la oferta y la demanda de electricidad, cubriendo los picos de demanda sin construir nueva infraestructura de respaldo.
  • Resiliencia mejorando su capacidad para responder a incidentes de red imprevistos.

Por la sociedad y el planeta

  • Más renovables. La flexibilidad que aporta V2G al sistema permite integrar un mayor volumen de energía renovable intermitente (eólica y solar), lo que contribuye a reducir la contaminación urbana y combatir el cambio climático.
  • Energía más barata y eficiente. El uso de baterías de vehículos eléctricos no sólo para viajar sino también para proporcionar servicios al sistema eléctrico dará como resultado, en última instancia, un uso más eficiente de los recursos disponibles y, en consecuencia, de los costes energéticos.
  • Más vehículos eléctricos. Las ventajas anteriores favorecen el despliegue de los coches eléctricos y la descarbonización del transporte.

V2G Baleares: una prueba piloto del futuro

tecnología V2G todavía se encuentra en una etapa temprana de desarrollo. Los equipos y dispositivos adecuados existen, pero aún queda mucho por hacer en el ámbito tecnológico, regulatorio y económico para que pueda alcanzar una adopción masiva y convertirse en una alternativa comercial competitiva.

En cualquier caso, no hay duda de que, en un futuro no muy lejano, nuestra vida girará en torno a numerosos dispositivos y equipos eléctricos interconectados en a la red inteligente motorizado por energía 100% renovable.

Así, se empiezan a implementar iniciativas que apuntan hacia este futuro. Uno de los ejemplos pioneros es el Proyecto V2G Islas Baleares. Desarrollado por ACCIONA EnergíaSerá el mayor hasta la fecha en España para probar la tecnología V2G en situaciones reales.

Advertisement

El proyecto incluye la instalación dieciséis puntos de recarga V2G en ocho empresas baleares de diferentes sectores, a las que proporcionará ocho vehículos Nissan Leaf durante 24 meses. Con esta experiencia piloto, la empresa monitoreará las principales variables de la operación V2G y validará aplicaciones como servicios complementarios a la red, suavización de picos de demanda y otras asociadas a esta tecnología. Puedes ver el proyecto en este vídeo:


Los resultados del proyecto V2G Baleares, que se prolongará hasta 2024, permitirán diseñar soluciones de carga para vehículos eléctricos más económicas y eficientes. La energía suministrada para la recarga de vehículos eléctricos será 100% renovable. Y, sobre todo, sostenible.



Source link

Advertisement
Continúe leyendo
Advertisement